Enfermeras, camilleros y demás trabajadores del Hospital General Guasmo Sur, en Guayaquil, exigen a las autoridades del Ministerio de Salud la provisión de equipos de bioseguridad para atender a los pacientes con coronavirus.

Este martes 14 de abril decenas de estos servidores de la salud detuvieron sus actividades para denunciar la situación ante los medios mientras esperaban alguna respuesta de sus superiores.

«Nos están amenazando con nuestro puesto de trabajo», señaló a Ecuavisa una enfermera que prefirió no revelar su nombre. Ella aseguraba que les habían dicho que si no ingresaban a laborar «los iba a llamar talento humano».

Ecuavisa pidió una versión de las autoridades de este sanatorio; sin embargo, no obtuvo respuesta.

El Colegio de Enfermeras y Enfermeros del Guayas, la provincia más afectada por el COVID-19, también realizó varios pedidos al Gobierno este lunes 13 de abril.

El gremio solicitó que: la jornada laboral máxima sea de 12 horas diarias y 36 semanales, que se facilite el transporte para los trabajadores de la salud en cada uno de los hospitales, que existan albergues donde puedan permanecer luego de la jornada laboral, que se puedan realizar exámenes de control y rayos X de tórax; y además requieren terapias psicológicas y de recreación en dichos albergues.