“Alguna vez ya lo dije y lo repito en una forma más enfática con todo lo que ocurre: no se provoque a la fuerza pública, no la desafíen. No hay que agredir a militares”, afirmó el ministro de Defensa, Oswaldo Jarrín, la noche de este domingo 6 de octubre, en medio de un estado de excepción a nivel nacional por las protestas en contra de las medidas económicas anunciadas por el Gobierno.

En cadena nacional, el ministro de Defensa, Oswaldo Jarrín, aseguró que las Fuerzas Armadas son cautelosas, pero pidió no provocarlas. “Tienen derecho a la autodefensa como cualquier ciudadano”, precisó.

Explicó que hay quienes “se burlan de la autoridad”, por lo que se debe adoptar otras medidas. “No es el empleo de armas letales, pero sí mayor preponderancia como dice la ley, con mayor firmeza y con mayor acción para que no se burle de las acciones que se está cumpliendo por parte de la autoridad”, afirmó en cadena nacional.

Además, aseguró que no existe ningún caso de abuso de la fuerza por parte de las Fuerzas Armadas.

“El orden público lo ha hecho la Policía, quienes tiene contacto con los manifestantes. Fuerzas Armadas está protegiendo los puntos sensibles. El único contacto que hay es la agresión a los militares, pero desconocen que las Fuerzas Armadas tienen gran disciplina para que hayan soportado esto”, aseguró Jarrín.

En redes sociales, circulan videos e imágenes en los que se ve a militares disparando perdigones a manifestantes. Además, la Fundación Regional de Asesoría en Derechos Humanos (INREDH) denunció hoy que en Cangahua 15 personas fueron heridas por miembros del Ejército ecuatoriano cuando protestaban en contra de las medidas.

Fuente: Cadena Nacional, INREDH